Los parques más bonitos de la CDMX para un picnic digno de Instagram

304

Los días de campo son planes súper versátiles para cambiar un poco la rutina, comer rico y convivir con amigos y familia al aire libre. Lo increíble de esta actividad es que puede amoldarse a tus necesidades y a lo que tengas a la mano, pero definitivamente siempre es buena opción buscar un lugar cómodo donde puedas acomodarte y disfrutar de una tarde soleada. Estos parques, además de agradables, son preciosos y le darán un plus ‘instagrameable’ a tus picnics.

Chapultepec

Este enorme bosque en el corazón de la ciudad tiene suficientes escenarios como para hacer un picnic diferente cada día del año. De hecho, en la primera y segunda sección del parque existen áreas para picnics con mesas de madera para tener una experiencia aun más cómoda. Otro lugar lindo para sentarte a disfrutar de una buena comida al aire libre es el pasto frente a la fuente de Tláloc, junto al Cárcamo de Dolores, para pasar una tarde súper a gusto y acompañada de los murales de Diego Rivera. Una vez al mes se organizan picnics nocturnos, así que no olvides checar la cartelera para no perderte las fechas.

SITIO WEB: bosque de chapultepec
Foto: Bosque de Chapultepec

La Mexicana

Aunque la oferta gastronómica de este parque es increíble —su terraza gourmet cuenta con más de 15 restaurantes—, hacer un picnic en las áreas verdes La Mexicana es una experiencia imperdible. Ya sea que prefieras tener vista a los lagos, o prefieras un lugar más cercano a las áreas de juegos para los más pequeños, la imponente panorámica de los rascacielos de Santa Fe te hará compañía mientras disfrutas de este oasis. Recuerda que no se pueden consumir bebidas alcohólicas, y si tu picnic contempla a más de 15 personas, deberás pedir autorización con anticipación.

DIRECCIÓN: Av. Luis Barragán 505, Santa Fe, Cuajimalpa.
E-MAIL: info@parquelamexicana.mx
SITIO WEB: parquelamexicana.mx
Foto: Shutterstock

Parque Bicentenario

En lo que solía ser una refinería ahora se yergue el Parque Bicentenario, el segundo parque público más grande de la ciudad después de Chapultepec. Aunque es famoso por ser sede de enormes festivales musicales, los fines de semana en los que no hay eventos es un lugar tranquilo y súper agradable para dar un paseo y organizar un picnic. La enorme ventaja de este lugar es que cuenta con baños, servicio médico, y un estacionamiento con tarifa fija por tiempo ilimitado. Después de comer, no olvides dar una vuelta por los biomas y el orquideario.

DIRECCIÓN: Av. 5 de Mayo 290, San Lorenzo Tlaltenango, Miguel Hidalgo.
TELÉFONO: 55 9154 2244
SITIO WEB: parquebicentenario.com
Foto: @parquebicentenariomx

Parque de la Luz

Este parque a la sombra de la Torre Virreyes (mejor conocida como ‘El Dorito’) es una burbuja de paz y naturaleza a solo unas cuadras del Periférico. Es común encontrar gente corriendo, paseando perros, jugando fútbol o leyendo en las bancas mientras toman el sol. Sus dunas de pasto invitan a recostarse sobre un mantel o cobija para contemplar el cielo o compartir una comida, pero si lo prefieres, puedes sentarte bajo un árbol en una mesita con bancos de piedra.

DIRECCIÓN: Bosque de Chapultepec II Secc, Miguel Hidalgo.
Foto: Wikimedia

Jardín del Edén, Ciudad Universitaria

En el espacio entre la Facultad de Psicología, la Facultad de Filosofía y Letras y la Biblioteca Central de la UNAM, se encuentra un jardín popularmente conocido como El Edén. Su nombre lo dice todo, pues es el lugar ideal para tumbarse a leer y descansar entre las jacarandas y con vista a los murales de Siqueiros. Este ambiente universitario es amigable y relajado, mucho más tranquilo que las famosísimas Islas. Es totalmente pet friendly y los fines de semana suele ser sede de diversos encuentros y talleres al aire libre.

DIRECCIÓN: Escolar 62, Copilco Universidad, Coyoacán
Foto: Flickr

Parque Hundido

¿Alguna vez te has preguntado de dónde viene la curiosa topografía de este lugar? Resulta que en el siglo XIX, lo que hoy es un parque público era una fábrica de ladrillos que utilizaba la arcilla del suelo para producir tabiques. A inicios del siglo XX, cuando Insurgentes se convirtió en una importante avenida, el terreno se reforestó, pero se conservaron los pasos a desnivel para crear increíbles y únicos paisajes naturales. Recorrerlo es una delicia y comer ahí, aun más.

DIRECCIÓN: Av. Insurgentes Sur, Extremadura Insurgentes, Benito Juárez.
Foto: Shutterstock

Desierto de los Leones

Este parque nacional dentro de la ciudad es un plan perfecto que conjuga una experiencia en medio del bosque con la comodidad de un espacio diseñado con mesas y asadores (recuerda llevar una bolsa de carbón). Nada mejor que un picnic para terminar el día después de una caminata, un paseo en bici o un recorrido por los conventos, y más aun rodeado de árboles gigantescos y el ruido de los riachuelos cercanos.

DIRECCIÓN: Parque Nacional Desierto de los Leones, Carretera México-Toluca, La Venta, Cuajimalpa.
Foto: Shutterstock

0/5 (0 Reviews)