Beneficios de vivir cerca del mar

694

¿Alguna vez te has imaginado viviendo cerca del mar? Seguro que sí, ya que eso de ver la inmensidad de fondo es algo que pone los dientes largos a cualquiera. Además, no solo es una alegría para la vista cada vez que te levantas por la mañana, sino que también está plagado de beneficios que afectan sobre todo a tu salud, tanto física como mental.

En este artículo te hablaremos precisamente de ello, y estoy seguro de que después de leerlo entenderás por qué hay tantas viviendas en venta en Islas Baleares que se venden con una facilidad pasmosa. No son pocas las personas que deciden irse a vivir allí, sobre todo cuando ya se pueden jubilar y quieren disfrutar de un retiro idílico.

Bueno para tu respiración

Quien tiene problemas de respiración, y no siempre relacionados con las alergias, muchas veces escucha el consejo de un médico que le dice que le vendría muy bien pasar muchas horas cerca del mar siempre y cuando tenga la posibilidad de hacerlo. ¿Por qué? Porque la brisa del mar es rica en yodo y sales marinas, algo que evidentemente ayuda a limpiar los pulmones y favorece la descongestión nasal. De ahí que haya descongestionantes nasales que se hacen a partir del agua del mar.

Relajante para cuerpo y mente

No hay nada como vivir cerca del mar para sentirse relajado. Tal vez sea porque nos recuerda a las vacaciones, que es la época del año en la que podemos aparcar nuestros problemas del día a día para desconectar. Lo que es evidente es que tumbarse encima de la toalla a pocos metros de la orilla y cerrar los ojos es sinónimo de relax. El sonido de las olas pone la música perfecta para evadirse de todo.

Dormirás mejor

Quienes tienen problemas para dormir también han podido comprobar que vivir cerca del mar ayuda. La brisa marina hace que sea más fácil absorber oxígeno, algo que sin duda alguna te beneficia a la hora de descansar. Además, si tienes la posibilidad de pasear y darte un baño, el sol y el agua del mar harán que tu cuerpo esté a punto de caramelo para dormir.

Corazón fuerte

No es casualidad que las personas que viven cerca del mar sufran menos infartos. Por lo visto, viviendo en poblaciones a nivel del mar la frecuencia cardiaca es mejor. La presión atmosférica es mayor y eso hace que la cantidad de oxígeno en el aire sea superior.

Cura heridas

Lo habrás escuchado en más de una ocasión y estoy seguro de que también los has podido comprobar tú mismo. Gracias al agua del mar puedes curar algunas heridas porque favorece la cicatrización de las mismas. El yodo de la sal actúa como un bactericida natural perfecto, y eso también se nota cuando se trata de acné o inflamaciones internas.

Un sistema inmunitario mejor preparado

Para terminar, hay que mencionar que vivir cerca del mar también hace que el sistema inmunitario trabaje mejor. Eso significa que nos puede proteger ante enfermedades e infecciones.

0/5 (0 Reviews)